nav
contact

E. coli

E. coli

Read this in English(E. Coli)

¿Qué es?

E. coli es un tipo bacteria bastante común que puede entrar en algunos alimentos, como la carne de ternera y la verdura. E. coli es la forma abreviada de denominar la expresión médica "Escherichia coli". Lo más raro de esta bacteria (y de muchas otras bacterias) es que no siempre es perjudicial para el ser humano.

La bacteria E. coli normalmente vive en nuestros intestinos, donde ayuda a nuestro cuerpo a descomponer y a digerir los alimentos que comemos. Lamentablemente, ciertos tipos de E. coli (llamados "cepas") pueden salir de los intestinos y llegar a la sangre. Se trata de una infección muy poco frecuente, pero que puede provocar una enfermedad muy grave.

Una persona afectada por una infección por E. coli puede presentar los siguientes síntomas:

  • fuertes retortijones y dolor en el vientre
  • vómitos
  • diarrea, a veces con sangre

Una cepa muy mala de E. coli se encontró en las espinacas frescas en el año 2006 y en algunas hamburguesas de comida rápida en 1993. La carne de ternera puede contener E. coli porque las bacterias infectan el ganado a menudo. Esta bacteria se puede encontrar en la carne del ganado y también en sus heces (o cacas), que también se conocen como estiércol. ¿Caca de vaca en tu comida? ¿Cómo es posible? No es algo que ocurra a propósito, por descontado, pero puede ocurrir si el estiércol se utiliza como abono (una práctica común para ayudar a los cultivos a crecer) o si se utiliza agua contaminada con E. coli para regar los campos.

Alimentos en qué fijarse

E. coli se puede trasmitir entre personas, pero las infecciones graves por E. coli suelen obedecer a la ingesta de alimentos que contenían esta bacteria. Una persona come alimentos contaminados y se enferma.

He aquí varios alimentos que pueden provocar una intoxicación por E. coli:

  • carne picada de ternera poco cocinada (utilizada en las hamburguesas)
  • verdura que ha crecido con estiércol de vaca o que se ha regado o lavado con agua contaminada
  • jugo de frutas no pasterizado (la pasterización es un proceso que utiliza calor para matar gérmenes)

El calor puede matar la bacteria E. coli; por lo tanto, los expertos recomiendan cocinar la ternera (sobre todo cuando se trata de carne picada) hasta que esté bien cocinada y deje de estar rosa. Elegir jugos pasterizados es otra forma de evitar posibles infecciones.

Por último, algunos expertos recomiendan lavar y restregar bien las verduras antes de comérselas. Pero otros afirman que cuesta mucho eliminar la E. coli una vez que ha contaminado un alimento, como las espinacas, la lechuga o las cebollas. Según ellos, la solución estaría en adoptar más precauciones para que E. coli no entrara en contacto con los cultivos.

¿Qué hará el médico?

Si una persona presenta síntomas de intoxicación por E. coli, el médico le hará varios análisis de sangre y le pedirá que recoja una muestra de heces (caca). La sangre y las heces se analizarán en un laboratorio para saber si presentan cepas nocivas de E. coli. Aunque la diarrea sea uno los síntomas principales de esta intoxicación, los afectados no deben tomar medicamentos antidiarreicos, porque pueden enlentecer el proceso de recuperación.

Algunas personas se recuperan en casa, mientras que otras necesitan ingresar en un hospital. En algunos casos, la intoxicación por E. coli puede provocar problemas de riesgo vital en los riñones.

¿Qué pueden hacer los niños?

Los adultos son los principales responsables de la prevención de las infecciones por E. coli mediante la preparación de carne bien cocinada, la limpieza de las superficies que se utilizan para prepararla y la atención a la retirada de verduras y otros productos alimenticios contaminados.

Pero lo niños también pueden ayudar. He aquí tres formas de conseguirlo:

  1. Cuando vayas a un restaurante, pide tu hamburguesa bien hecha. Y cómetela solo si está marrón, en vez de tirando rosa, por la parte central.
  2. No tragues agua de lagos, del mar o de piscinas. Si contuviera residuos humanos, podría ser portadora de bacterias E. coli.
  3. Lávate siempre las manos después de ir al baño y antes de comer. La caca contiene un motón de bacterias. ¡Qué asco! ¡No te gustará tragarte por error algunas de eses bacterias nocivas!

Revisado por: Steven Dowshen, MD
Fecha de revisión: enero de 2013